Cuentacuentos con Siete ratones ciegos

En las últimas semanas he actualizado muy poquito porque tengo mil cosas que hacer. Para compensar, hoy os traigo otro cuentacuentos, ¡que sé que os gustan!

No es la primera vez que tratamos el tema, puedes leer Conviértete en un exitoso cuentacuentos gracias a “¿A qué sabe la luna?” en una entrada anterior, donde no sólo se presentaba el cuento para los (pocos) que no lo conocieran, sino que además incluía el audiocuento, sugerencias sobre cómo montar el cuentacuentos del libro de una manera muy sencilla con sonidos e imprimibles descargables, algunos consejos que te aseguran el éxito entre el público infantil, así como otras formas muy chulas de contarlo y hasta un par de ejemplos de las actividades que yo realizaría tras el cuento.

En la presente entrada trataré de realizar algo parecido con un cuento de Ed Young llamado Siete ratones ciegos, editado en español por Ediciones Ekaré, aunque, como veréis, mi aportación personal será algo más “tecnológica”.

Por cierto, está baratito en Amazon.

EL LIBRO

Siete Ratones Ciegos es un libro muy sencillo. Llama la atención su fondo completamente negro sobre el que destacan mucho las ilustraciones, igual de sencillas, con técnica de collage. Sobre todo los ratones, que son de llamativos colores. Tiene poco texto, en blanco sobre negro.

La historia cuenta que los 7 ratoncitos estaban un día tranquilamente en la laguna cuando se encontraron un Algo Muy Raro y huyeron despavoridos hasta su casa. Tras este primer y breve contacto, cada día de la semana sale un ratoncito diferente a explorar el Algo Muy Raro para averiguar qué es, y cada uno de ellos llega con la certeza de saberlo, aunque no se ponen de acuerdo.

Finalmente, el domingo, el ratón blanco lo explorará de cabo a rabo y unirá toda la información recopilada por el resto de ratones para terminar llegando a la conclusión de que se trata de un elefante.

Me gusta mucho el libro para contarlo en clase porque trabaja:

  • Los colores
  • Los números del 1 al 7
  • La secuencia narrativa
  • Los días de la semana
  • la moraleja ratoneja sobre la importancia de ver el todo frente a las partes, incluso de trabajar en un equipo bien coordinado, y no cada uno por su lado.
  • Y, sobre todo en inglés, algo de vocabulario especifico.

Yo, de nuevo, no tengo el libro en mi PequeBiblio (si es que tengo tan poquitos…), pero lo conozco al dedillo porque lo tengo en PDF (click para descargar si tú también lo quieres). Y por si te apetece escucharlo, también te dejo esta versión en audiocuento (algo extendida y muy graciosa, por cierto).

Cuentacuentos de “Siete ratones ciegos”

Siete ratones ciegos es, para mí, otro de esos libros que se presta fácilmente a contarlo sin el libro delante, de una manera mucho más visual e incluso divertida. Y no soy la única que lo piensa, si os dais una vuelta por la red encontraréis muchos vídeos de cuentacuentos sobre esta historia.

Yo lo he contado 3 veces, curiosamente en tres lenguas distintas (castellano, valenciano e inglés), y la verdad es que en las 3 ocasiones ha tenido bastante éxito. Los niños se lo pasan bastante bien, permanecen muy atentos, hacen sus hipótesis sobre qué será el Algo Muy Raro… y sobre todo piden repeticiones, así que os cuento cómo hago mi versión personal, por si os apetece probar.

Las tres ocasiones en las que he tenido la oportunidad de contar este cuento, ha sido en un cole o una academia, así que teníamos disponible una herramienta muy útil y vistosa para esto contar cuentos: la Pizarra Digital Interactiva (o PDI), por lo que en primer lugar os voy a hablar de esta forma de contarlo ideal para el aula. Si os parece, más tarde hablaremos también de otras alternativas.

Materiales:

  • Pizarra Digital Interactiva o, en su defecto, un ordenador (si es con proyector, mejor). Puede que no quede mal en una tableta, no lo he probado.
  • Cuento en formato PowerPoint o en Notebook. En este caso hecho por Seño Punk, con varias versiones:
  • Si os interesa, podéis descargar también la fuente de letras ligadas llamada “Massallera”, con la que he realizado algunas de las versiones. Si no os interesa, podéis cambiar la letra, y lo mismo con aquellas que no la lleven y os gustaría que la tuvieran.

Como podréis comprobar, los ratones son ratones dibujados y pintados cada uno de un color distinto que no tienen por qué coincidir con el libro original, pero he procurado conservar al elefante original y, por supuesto, el fondo negro.

Hay algunas diferencias entre las versiones porque las he ido cambiando conforme se me han ido ocurriendo cosas nuevas. Por ejemplo, la versión en inglés, para una mejor comprensión, incluye un dibujo del objeto con el que confunden los ratones al elefante. Mi consejo es que os descarguéis varias versiones, las comparéis y, aprovechando que se puede editar perfectamente, añadáis los detalles que os gusten de las otras versiones.

ratones 3

Me gustaría tenerlos todos para PDI, porque esa versión es mucho más chula, pero ya no tengo el programa con el que podía hacerlo. En esa versión encontraréis que los ratoncitos se mueven de una manera más graciosa.

Pasamos a la acción:

Como imaginaréis, lo único que hay que hacer es ir contando el cuento mientras vamos pasando diapositivas o, en su caso, clickando para que se produzca alguna animación.

En este sentido, hay que tener en cuenta que en las versiones Notebook para PDI, para que los ratones se muevan hay que pulsar el botón de “play” de la parte de abajo de la pantalla. Además, para que salgan los números en la presentación de los 7 ratones, hay que tocar justo en el lugar donde se encuentra el número. Y creo recordar (no lo puedo comprobar) que el resto de animaciones salían al tocar el ratón que se coloca en la parte inferior o, en el caso de existir, en el ratón que se encuentra en medio de la pantalla.

Os aconsejo que os toméis un tiempo para familiarizaros con todas las acciones que hay que realizar y las animaciones que provocan. Todo quedará mucho más bonito y natural.

La primera imagen en la que salen todos los ratones sirve para presentarlos. En ella repasaremos los colores de los ratones, y los contaremos “haciendo aparecer” los números al lado de sus correspondientes ratones.

ratones

En este caso, al tratarse de una versión digital, la forma de que los niños interactúen será a través de preguntas, como “¿Qué día de la semana era al día siguiente?“, “¿A qué ratón le toca salir?“… o preguntándoles al final qué creen que es el Algo Muy Raro, aunque probablemente no te haga falta preguntarlo porque lo responderán automáticamente.

Además, nunca está de más darle un toque de humor al asunto:

  • Puedes darle una voz distinta a cada uno de los ratones (sé que es difícil, a mí normalmente se me olvida qué voz le he puesto a cada uno, y ellos se dan cuenta, pero ¡qué le vamos a hacer!), mejor cuanto más exagerada (muy grave, de pito…). O directamente una voz de pito a todos por igual.
  • Los ratones pueden hablar con los niños, como por ejemplo pedir ánimo para salir en busca de el “Algo Muy Raro”.
  • Hazte el despistado y confunde colores, números o días de la semana.
  • Crea un ambiente de expectación cada vez que se mueva un ratón, como si en cualquier momento pudiera ocurrir algo muy malo.
  • Pero lo que más les va a gustar es, sin duda, que exageres muchísimo el miedo que tienen los ratones al salir de casa, e incluso antes. Haz que te tiemble la voz, que se nieguen a salir, pega algún gritito de miedo… todas esas cosas les hará estar muy atentos porque además será mucho más divertido (para ellos y ¡para ti!).

ratones 2

Algo que debo advertirte es que los niños saben desde el principio que es un elefante, porque las primeras imágenes están clarísimas, pero no lo des todo por perdido, no te han destrozado el cuento porque conforme avanza la historia empiezan a barajar otras posibilidades y, como las imágenes ya no son tan claras ¡se les olvida! Al final, antes de desvelar el secreto, siempre les pregunto qué creen que es el Algo Muy Raro, y os prometo que nunca me han dicho “¡un elefante!“, así que prepárate para reír xD

La verdad es que, aunque parezca demasiado sencillo, el cuento narrado con la PDI y los movimientos de los ratones queda muy chulo. A los niños les encanta y de hecho puede que tengas que contarlo varias veces porque les encanta saber el final y poder adelantarse, así que te pedirán algún que otro bis ;)

Para los que no dispongáis de PDI o no os llame mucho la atención eso de contar un cuento con el ordenador vamos con…

OTRAS FORMAS DE CONTARLO

Una de las ideas que más me ha gustado de todo lo que he visto por internet, ha sido un puzzle del elefante en fieltro / goma eva. Es éste:

Seven Blind Mice - 1

Sólo hay que dibujarlo (es bastante sencillo), recortarlo, pegarlo sobre un fondo negro del mismo material, y recortarlo como el de la imagen, porque de esa forma podemos ir dando la vuelta a las partes que nos interesan conforme los ratones las van encontrando. Exactamente así:

Si a eso le añades unos ratones chulos también de fieltro en plan marioneta de dedo, triunfo asegurado:

O unos ratones más sencillos y parecidos a los originales del libro, muy chulos para ponerlos unos encima de los otros:

Otra bonita forma de contarlo, con unos ratones muy chulos, la laguna y… ¡un elefante puzle de madera! No sé de dónde lo habrán sacado, pero molaría, ¿eh?

¿Alternativas de puzzles de elefantes? Pues como el cuento es bastante específico y necesitamos separar la cola, la oreja, el colmillo, la trompa… de todo lo demás, la cosa está bastante difícil. Siempre podemos alterar un poco la historia, aunque hay que ser un poco artista para que quede bien, pues puede perder la gracia.

Aun así, yo os traigo las mejores opciones que he encontrado:

  • Puzzle japonés. Tiene pinta de ser difícil de armar, pero si tienes maña puede que quede incluso mejor que cualquier otro… desde luego, no sabrán lo que es hasta el final! Lo puedes encontrar aquí.

  • Nanoblock, es decir, pequeño elefante hecho de pequeñas piezas tipo lego. Éste me parece otra opción bastante original que puede quedar chula. Lo puedes encontrar aquí.

Otra idea que me ha gustado es la proyección de las sombras. Puede ser una buena herramienta para que sean los peques quienes recuenten el cuento con pequeños títeres como el de palo que hay en la imagen.  Volver a contar viendo el elefante entero desde el principio puede ser un buen ejercicio de abstracción y sobre todo de empatía, porque aunque ellos lo vean entero, tienen que ser capaces de entender que el ratón es tan pequeño que sólo llega a ver una parte del elefante…

Y a mí me gustan mucho los teatros de sombras. Si están medianamente bien hechos, pueden quedar geniales, y en un cuento como éste no es nada difícil. Os dejo un vídeo muy chulo, pero no os desaniméis si no os sale igual, ¿eeeeh? Lo que cuenta es que participen los niños en su construcción y se lo pasen bien escuchando o incluso contando el cuento.

Y bueno, ya va bien por hoy, ¿eh? Ya me contaréis si lo habéis puesto en práctica, cómo lo habéis hecho y cómo han sido los resultados. Ah, y lo más importante… ¿lo habéis disfrutado? ;)


Aquí te dejo el enlace a los libros chulos que hemos reseñado por ahora. Además, si te ha gustado alguno de ellos y quieres comprarlo, puedes hacerlo en Amazon a través de nuestros enlaces afiliados. Tú pagarás exactamente lo mismo y colaborarás para que podamos seguir reseñando Libros Chulos.  :)

El de hoy puedes pedirlo aquí mismo, sólo tienes que hacer click sobre las imagen que inserto a continuación:

Cómprame en Amazon

Anuncios

6 pensamientos en “Cuentacuentos con Siete ratones ciegos

  1. Me encanta! Sin duda lo usaré para mi clase de inglés, ahora tengo que pensar cuál de todas las opciones de presentación que propones me gusta más. 😍😍😍
    Solo una cosita, en la presentación de inglés pones “mouses” pero el plural en inglés es irregular, se escribe “mice”, espero que te sirva de ayuda.
    Ya conté A que sabe la luna y lo hice como propusiste, repartiendo los animales por la clase y pidiéndoles que me los trajeran y les encantó, se partieron de risa cuando el ratón apareció pegado en mi culete jeje.
    Muchas gracias por compartir.

  2. GUAUUU! vaya entrada más chula :) Cuantas alternativas!. No hay nada como los cuentos para aprender y disfrutar.
    Acabo de conocerte y todo lo que veo por aquí tiene una pinta estupenda, con tu permiso me quedo curioseando :)
    Un saludo bichero

  3. ¡Lo hiciste! ¡Qué ilusión! jajajaja Confieso que a mí se me ocurrió hacerlo unos segundos antes de contarlo por primera vez (que por cierto también era mi primera vez contando un cuento a tantos niños) y funcionó tan bien que quedé sorprendidísima porque no lo había planeado xD

    Muchísimas gracias por avisarme del detalle, ¡es importante! Lo pensé en algún momento (la verdad es que no cuando lo hice ni cuando lo usé en inglés, sino cuando pensaba colgarlo), pero al final se me olvidó editarlo. A ver si puedo hacerlo en breve.

    Muchas gracias a ti por tus bonitas palabras! :)

  4. Claro que sí, ¡aquí hay sitio para todos! jajaja Me encanta encontrarme con gente que ame la literatura infantil tanto como yo, así que por aquí tienes otra nueva seguidora, Bichera! Un abrazo :)

  5. Pingback: Cositas que voy a hacer para Halloween | Entre Actividades Infantiles

  6. Pingback: 1 año de Entre Actividades Infantiles | Entre Actividades Infantiles

¡Opina, que es gratis!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s